Hormigón Impreso

El pavimento de hormigón impreso es un pavimento realizado "in situ" partiendo de superficies de hormigón fresco, conseguimos un revestimiento superficial continuo, resistente, duradero y coloreado.

Apostamos por un paviemento impreso de calidad, a base de cementos, áridos seleccionados y pigmentos. Realizando esta estampación se consigue una gran resistencia de acabados superficiales. Durabilidad, gran resistencia y bajo mantenimiento son sus principales ventajas.

Este sistema permite una mayor versatilidad de soluciones que los pavimentos clásicos, sin los problemas habituales de despegue o rotura de baldosas, al tratarse de una solución monolítica.

Los colorantes y materiales utilizados en el procedimiento dotan al hormigón de una capa de rodadura de gran resistencia.

Rapidez de instalación y bajo costo, son razones fundamentales que hacen que éste sea el pavimento ideal para: aparcamientos, rampas, aceras, porches, jardines, etc.